domingo, 10 de febrero de 2013

Viajar con niños y bebés en crucero

Si queremos unas vacaciones cómodas, seguras, con un buen servicio, y no renunciar a ver cada día una nueva ciudad, podemos optar por llevar a nuestros niños de crucero.


Recuerdo aquella serie de cuando yo era joven: "Vacaciones en el Mar", no se solían ver muchos niños a bordo con sus padres, pero desde luego que la cosa ha cambiado.

Cada vez las agencias ofertan más este tipo de viajes para las familias. Es muy sencillo: Los niños suelen ir gratis, según edades y compañías, si duermen en nuestro mismo camarote. Se tienen todas las comodidades de un buen hotel y aparte, buenas ofertas. Los más demandados aquí en España, obviamente, los cruceros por el Mediterráneo.

La edad mínima para viajar en cruceros, por lo general, es de 6 meses. Con excepciones si se trata de cruceros Transatlánticos, Transpacíficos, cruceros por Sudamérica y otros cruceros seleccionados, en donde la edad mínima es de 12 meses.

Sólo deberemos deshacer la maleta una vez,  ocuparemos durante varios días el mismo camarote, que nos lo arreglarán todas las mañanas antes de salir a ver un nuevo puerto. Si nuestra idea es la de ver las ciudades por nuestra cuenta y sin los peques, los podemos dejar con el grupo de animación o guardería  que hay pensada para ellos, donde los tienen todo el día de aquí para allá en el barco, con otros niños, haciendo infinidad de actividades.

Por si las moscas, valdría la pena que en la descripción del crucero, os fijaseis bien en si disponen de dichas actividades y tienen programas para menores, aunque la mayoría cuentan con ello.

Además hay cruceros temáticos, todavía más ideales para los niños.


Aquí van algunas recomendaciones, por si os animáis a embarcar:

  • Elegir un camarote en el que se disponga de espacio para nosotros y los niños (con respectivos equipajes) y que nos deje movilidad, no es cuestión de viajar apiñados. Hay camarotes con literas, y otras que se comunican  por una puerta interior. Ojo! Los camarotes interiores (más económicos) suelen ser pequeños. Podéis ver las opciones de compartir o no camarote con los niños, pero deberemos pensar que si tienen su propio camarote, nos tocará pagarlo y si duermen con nosotros, suele ser gratis.

  • Si necesitamos una cuna para nuestro bebé, los barcos van provistos de ellas, pero deberemos solicitarla antes de contratar el crucero.

  • Los barcos cuentan con servicio médico básico, mejor que no se nos olvide ninguna medicina.

  • Consultar qué documentación es necesaria para que los menores bajen a puerto de visita con uno o ambos padres (hay destinos que sólo permiten a menores con ambos padres o con autorización legal en caso de bajar con uno sólo de ellos)

  • Hay cruceros en los que no están incluidas las bebidas, mucho cuidado con los niños que no dejan de pedir. Las bebidas suelen ser caras. Es mejor asegurarse bien de lo que SI esta incluido y NO.

  • Vale la pena hacernos un seguro de cancelación, (que suelen rondar los 20 € por persona), por si tenemos que cancelar el crucero unos días antes por cualquier contratiempo.

  • Llevar a los niños bien protegidos del Sol. En los cruceros podemos pasar largos ratos en la cubierta, donde tendremos piscina y otros alicientes. El mar actúa como un espejo, multiplicando su potencia, así que, no escatiméis en: gorra, protección solar, gafas de sol, hidratación, agua...

  • En las maletas de los niños, aunque viajemos en agosto, coger alguna chaqueta, ya que en la cubierta con el airecito que pega hace fresquete y hay excursiones que comienzan temprano y suele refrescar (excepciones como siempre, tal vez no haga falta en agosto en el Nilo). También  si no son muy pequeños y queremos asistir con ellos a algún espectáculo del barco, o a la cena de gala del Capitán, igual que se nos aconseja a nosotros, coger alguna prenda más arregladita.
Seguramente a los que habéis viajado ya en crucero, se os ocurran más cosas. Si queréis dejarnos algún consejo, ya sabéis, todo vuestro! :-)


Temas relacionados en Padres Viajeros:
» Viajar con niños y bebés en avión

No hay comentarios:

Publicar un comentario